7 de marzo de 2019
LEPROUS: desde Notodden a Buenos Aires
De la mano de ICARUS MUSIC se presenta LEPROUS en
El Teatrito este viernes 8 de marzo a las 19 hs. Sarmiento 1752, CABA

Aguas silenciosas bajan desde Noruega

Leprous es una banda noruega de metal progresivo fundada en 2001 en Notodden. Está formada por Einar Solberg (voz y sintetizador), Tor Oddmund Suhrke (voz y guitarra), Robin Ognedal (guitarra y coros), Simen Borven (bajo) y Baard Kolstad (batería).

Tras publicar dos demos autofinanciados (Silent Waters en 2004 y Aeolia en 2006), Leprous comenzó a grabar su primer disco, Tall Poppy Syndrome, en 2008. Después de firmar un contrato con el sello norteamericano Sensory Records, el disco salió a la venta en mayo de 2009, recibiendo buenas críticas por parte de la prensa especializada. Como promoción, el grupo compartió escenario con Ihsahn, Therion y Loch Vostok, y participó en varios festivales de rock progresivo, como el ProgPower USA2 y el ProgPower Europe. Una vez finalizadas estas giras, la banda anunció la marcha del bajista Halvor Strand para ser reemplazado por Rein Blomquist.
En febrero de 2011, firmar
on un nuevo contrato con el sello InsideOut Music y la distribuidora Century Media, para la publicación de un otro álbum de estudio. Éste salió a la venta en agosto de 2011 con el nombre de Bilateral.
El 20 de mayo de 2013, la banda publicó el álbum Coal. Einar Solberg, cantante, describió a este disco como "más melancólico y oscuro que Bilateral, que resulta en definitiva más alegre. "Con oscuro, no quiero decir más agresivo, sino más serio. Hay todavía un gran rango en las dinámicas, pero sin saltos entre diferentes estados de ánimo en la misma canción".
El 19 de febrero de 2015, Leprous anunció el nombre de su nuevo álbum, titulado "The Congregation" con fecha de salida el 25 de Mayo en Europa y el 2 de Junio en Estados Unidos. Pero hay aun mas para contar de ellos.

MALINA DAYS

Escrito por Pablo Martín.


Cuando saca nuevo disco una banda que parece estar en estado de gracia constante, como Leprous, queda la duda de si seguirán manteniéndolo. El primer single, “From the flame”, prometía una línea continuista de lo ya visto en The Congregation, pero tras recibir la promo, y después de un par de escuchas, el disco entraba de maravilla y dejaba un nuevo y delicioso sabor en la boca. Con discos que entran fácil siempre queda la duda de si perdurarán más allá de esas primeras escuchas. Sin embargo, después de empaparme mas de Malina durante días, puedo decir que esa fabulosa primera impresión se mantuvo; y no sólo eso, el álbum va creciendo y enganchando más y más, como una droga.

Un cambio en el sonido hacia guitarras más limpias y menos afiladas que en trabajos anteriores llama la atención en una primera pasada (pocas veces se les ha oído algo como el puente antes del primer estribillo de Stuck). También la presencia de arreglos de cuerda en muchas partes del disco hacen de él algo que está un paso más allá de sus predecesores. Prácticamente todas las canciones tienen tempos no estándares en todas o alguna de sus partes, cosa que podrá poner nerviosos a los profanos en los sonidos progresivos, pero que hacen que el disco no decaiga. De hecho es sorprendente que esos mismos ritmos contribuyan a que las canciones se metan en tu cabeza y no te las puedas quitar de encima con facilidad.

Sin llegar al nivel de oscuridad de Coal, Leprous siguen siendo un grupo que no destila precisamente felicidad en sus canciones. Aun así, en Malina no predomina solo esa faceta melancólica, sino que también hay mucho frenetismo en temas como Coma (aquí Baard se gana las lentejas), o en partes de otras como los estribillos de Illuminate o Mirage. Para que no todo quede en una continuación de The congregation con un sonido más limpio, y para demostrar que no parecen tener límites, queda destacar la canción que da título al disco. El tema central, Malina, es un titánico mantra desesperado dedicado al final de una vida sin esperanza; igual de sofisticado que el cierre con The Last Milestone, una canción en la que solo los arreglos de cuerda y la maravillosa voz de Einar dan un toque cuasi espectral al final del disco. Como apreciación personal, esta última me parece una mezcla de “The Fall of the House of Usher” de The Alan Parsons Project y “For my Fallen Angel” de My dying bride, salvando las distancias.

Un disco en el que se muestran fieles a ellos mismos, que no creo que les haga ganar nuevos seguidores entre sus detractores (si es que los tienen), pero a la vez con la suficiente novedad para no caer en el estancamiento. Lo más grande es que Leprous dejan claro que el techo les queda lejos aún. Enorme.

 

 

 



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »









Capital Federal

20°C

Parcialmente soleado

LA RADIO EN VIVO

   

LA RADIO EN TU MOVIL

 

 

DEJA UN MENSAJE

 

 

LA RADIO EN TU MOVIL

 

 

Big Bang Twitter

 

 

ENCUESTA

 
Le ha gustado la pagina de Big Bang

Le resulta interesante

20,00%

Le gusta la musica del programa

20,00%

Le gustan las notas de astronomia

20,00%

Le gustan los videos

0,00%

Le gustan los enlaces

0,00%

Le gustan las fotos

0,00%

Le gusta la musica de las notas

0,00%

Es Ud.de Argentina

0,00%

Llego a esta pagina por error

0,00%

Ha disfrutado su visita

40,00%

       
 

LO MAS LEIDO DESDE EL INICIO

 
THORGERSON: HIPNOSIS + GNOSTIC, AN ART STORM
Mike Oldfield de Big Bang en FZ, a los Juegos Olímpicos Londres 2012
Cinco años de BRIAN MAY como Doctor en Astrofísica
El regreso de Cosmos, el viaje espacial que inició Carl Sagan
UNDER LINDEN va por los Espacios Intermedios
 

NUESTROS OYENTES

 

 

LO MAS LEIDO DEL MES

 
LEPROUS: desde Notodden a Buenos Aires
 

LO MAS LEIDO DEL AÑO 2019

 
JERRY CUTILLO: Una Opera Rock para Giordano Bruno
GIORDANO BRUNO: LA CIENCIA A LA HOGUERA
ANATHEMA: Resonancias acusticas
HAKEN: “No nos gusta hacer música simple”
JORDAN RUDESS: BACH TO ROCK 2018 TOUR EN ARGENTINA
 
 


Big Bang Radio - © 2018 - Todos los derechos reservados


RadiosNet