Domingo 19 de Septiembre de 2021

  • 22.8º

22.8°

Despejado

ESPECTACULOS

6 de agosto de 2019

WHITESNAKE: La carne al asador.

CON LA PASION INTACTA

El hard rock de Whitesnake sono el 4 de octubre de 2019 en el Hipódromo de Palermo de Buenos Aires en el marco de su “The Flesh & Blood World Tour”, en el que presentaban su nuevo disco de estudio.

LA NOVEDOSA CARNE Y SANGRE DEL HARD ROCK

Whitesnake regreso a la Argentina, la agrupación liderada por David Coverdale acababa de lanzar “Flesh & Blood”, un nuevo álbum y celebraba su 40º aniversario en Argentina. La cita en nuestro país estaba pautada para el viernes 4 de octubre de 2019 en el Estadio Hípico Argentino, Av. Figueroa Alcorta 7285.

Whitesnake es una de las mayores bandas de hard rock de la historia y estaba apuntada para ser la estrella de una jornada muy especial que sin dudas disfrutaron varias generaciones. La banda de Coverdale presento un setlist único, en conmemoración de su tour 40° aniversario. 

Sin duda lo que prometia ser un show histórico, lo fue. Luego de varias visitas anteriores. brindaron un show único e irrepetible en Argentina. Con un estadio de estreno y de fácil acceso, cubierto, seguro, moderno y confortable.

Y la crónica y el clarin deben consignar, claro, que el segundo turno de la jornada del 4 de octubre del 2019 estuvo a cargo de David Coverdale, un viejo amigo de la casa, y su eterna apuesta al rock de estadio que Whitesnake supo jugar a ganador durante los últimos 40 años a costa de canciones indestructibles como Slide It In, Love Ain't No Stranger, Is This Your Love, Here I Go Again y Still of the Night, entre muchas otras.

Pasión de multitudes, el hard rock sigue siendo en la Argentina un género con fuerte poder de convocatoria. 
Pero lo bueno de la cuestión fue que la performance del ex Deep Purple y los suyos no se trató tan solo de un viaje al pasado, sino que mostró un presente de alto vuelo en Trouble is Your Middle Name y en Shut Up & Kiss Me, mérito en gran parte del dúo de guitarristas que conforma Reb Beach y Joel Hoekstra, quienes tomaron parte en varias de las composiciones del recientemente editado Flesh & Blood.

Hoekstra y Beech, un dúo que mucho tiene que ver en el gran presente de Whitesnake. 

Que la voz de Coverdale no es la misma que hace 30 años, eso lo sabemos desde hace bastante tiempo; que Whitesnake es un grupo que suele recurrir también a viejos "yeites" del género, como los largos "solos", una especie casi "extinguida" para los tiempos que corren. Pero al fin y al cabo, la entrega irrenunciable del cantante y haber sido los inventores de varios de ellos los exime de cualquier culpa.Con la pasión intacta, David Coverdale repasó clásicos y mostró algo de su nueva producción, en la noche de Núñez. 
Lo cierto es que a los 68 años, con sus "rodillas nuevas" y mucha gloria pasada sobre sus espaldas, Coverdale y su banda coronaron una noche fantástica, y dejaron en claro en su cierre, con Burn, que la llama del hard rock sigue encendida y no le falta combustible. 

Locales otra vez. Whitesnake "es un sentimiento" en esta parte del mundo, Coverdale y los suyos lo saben y respondieron a la altura de las expectativas. 

E.S.

(Fotos en Buenos Aires: Martín Bonetto)

 

 

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!